lunes, 26 de septiembre de 2016

Me llamo Lucy Barton. Elisabeth Strout.

"No tardé mucho en darme cuenta de una cosa: que sufrir dos veces es una pérdida de tiempo. Lo digo solamente para demostrar cuántas cosas no puede hacer la mente, por mucho empeño que ponga."


Lucy Barton es una mujer madura que parte de una larga e inesperada estancia en el hospital para reflexionar sobre su vida. Y así, desde la primera página, casi sin darnos cuenta, mediante capítulos breves y saltos en el tiempo, nos empapamos de lleno de esta mujer sensible, frágil, ingenua e inteligente con una infancia devastadoramente trágica. 

Lucy encuentra en los libros y en la lectura la mejor de las compañías. Ya desde pequeña los libros hacen que se sienta menos sola, de tal forma que de mayor acaba siendo escritora y nos cuenta su historia ("¡Escribiré y la gente no se sentirá tan sola!"), y lo hace sin caer en dramatismo ni recrearse en las penurias, simplemente nos va contando con naturalidad, a través de anécdotas aparentemente simples, su infancia llena de pobreza y otro tipo de carencias. No le hace falta contar más de lo necesario, el lector sabe ir más allá de sus palabras, se conmueve con ellas.

 Cuando su madre va a visitarla al hospital, después de transcurrir años sin verse, somos testigos de las consecuencias de tener una niñez como la de Lucy, con unos padres muy peculiares en sus formas y en su sentir, y hacia los que muestra un temor casi reverencial incluso siendo ya mayor. Poco importa que logre tener éxito en la madurez:  las miserias pasadas y la actitud de muchas personas hacía ella en esas circunstancias han dejado huella en su vida, en su matrimonio, en la relación con sus hermanos (más conformistas que ella con su pasado),  en su forma de amar a sus hijas, en su alma...

 Nuestra protagonista no recuerda haber recibido un beso ni un "te quiero" de su madre. A lo largo de su vida anhela sentir el cariño y el calor humano de las personas que le rodean, de tal forma que un simple gesto de ternura o delicadeza en el trato por parte de un médico, o unas palabras amables de un profesor de la infancia son elementos suficientes para que ella los quiera con todo el corazón.

"Me llamo Lucy Barton" es, en definitiva, una novela sobre la soledad, las brechas sociales, los amores imperfectos, la importancia de la infancia.  Una novela breve, pero intensa, conmovedora, profunda, emotiva... pero sin sentimentalismos, sin cursilerías. Inolvidable. Sin duda repetiré con la autora, seguramente on el título que le valió el Pulitzer, "Olive Kitteredge".

 "Mira, escúchame, y escúchame con atención. Lo que estás escribiendo, lo que quieres escribir es muy bueno y te lo publicarán. Pero escúchame bien. La gente se te echará encima por unir pobreza y maltrato. Una palabra tan absurda, una palabra tan convencional y absurda como maltrato, pero la gente dirá que puede haber pobreza sin maltrato, y tú no dirás nada. Nunca defiendas tu trabajo, nunca. Esta es una historia de amor, tú lo sabes. Es la historia de un hombre atormentado todos los días de su vida por cosas que hizo en la guerra. Es la historia de una esposa que se quedó a su lado, porque eso es lo que hacían la mayoría de las esposas de esa generación, y cuando va a la habitación del hospital a ver a su hija habla compulsivamente de que el matrimonio de todo el mundo va mal, y ella ni siquiera lo sabe, ni siquiera sabe lo que está haciendo. Es la historia de una madre que quiere a su hija. De una manera imperfecta, porque todos amamos de una manera imperfecta. Pero si mientras escribes esta novela te das cuenta de que estás protegiendo a alguien, recuerda una cosa: que no lo estás haciendo bien".



23 comentarios:

  1. También me ha gustado esta novela y Olive Kitteredge lo tengo apuntadísimo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  2. Me guastaría leer Olive Kitteredge primero, que está entre mis pendientes, y luego a lo mejor me animaría con esta.
    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Lo tengo ya apuntadísimo, porque no he leído prácticamente nada negativo sobre esta novela. Además, por su sinopsis veo que es de los que me van a gustar mucho.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  4. No las tengo todas conmigo. Está bien que no venga a buscar el llanto inconsolable del lector ni se justifique. Pero tanta alabanza me da miedo porque ya voy con idea. Esperaré a que pase la avalancha.
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Me ha robado el corazón esa reflexión sobre el deseo de ser escritora: "escribiré y la gente no se sentirá tan sola". Me gusta lo que nos cuentas sobre la intensidad y la emotividad de esta novela, me la llevo, aunque me pasa un poco como a Norah Bennett, que he leído varias reseñas poniéndola por las nubes y tenemos miedo de las expectativas no cumplidas (por imposibles, claro). Bss

    ResponderEliminar
  6. ¡Apuntado! ¡Qué ganitas tengo de leerlo!
    Gracias por tu reseña. Besos

    ResponderEliminar
  7. Muy buena reseña! A mi también me ha gustado mucho y coincidimos en sensaciones.
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Me encantó esta novela que derrocha sensibilidad.
    Besos.

    ResponderEliminar
  9. Ya la tengo anotada por otras reseñas, a ver cuando puedo hacerme con ella
    Besos

    ResponderEliminar
  10. Qué historia más dura... Se nota que te ha gustado mucho. Transmites mucho con tu entusiasmo ;)

    Besos!

    ResponderEliminar
  11. Oooooh! ya mismo lo leo, ya sabes, tu reseña me confirma en los buenos propósitos, solo me falta un poquito de tiempo, jejeje. Me alegra que no se pasa de nada, ni de cursi, ni de drama (y mañana en página dos, oleee!)
    Besos

    ResponderEliminar
  12. No paro de leer buenas reseñas de este libro. Tengo que leerlo.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  13. Lo tengo apuntado tras haber leído algunas reseñas... ya pica el gusanillo em =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  14. Paso de puntillas, que es mi lectura actual
    Ya te contaré
    Besos

    ResponderEliminar
  15. Lo tengo pero estaba dudando si empezar con el de Oliver.
    No te leo hasta que los haya leído.

    ResponderEliminar
  16. Aunque está gustando, no lo tengo muy claro con esta novela; no me termina de convencer. Besos.

    ResponderEliminar
  17. A mí me apetece un montón esta novela, así que si me la cruzo me pondría con ella. Besos

    ResponderEliminar
  18. ¡Hoy mismo lo he terminado! Me ha gustado mucho, aunque aún estoy pensando el porqué :)

    Besos!

    ResponderEliminar
  19. Después de leer muchas reseñas como la tuya, finalmente he decidido apuntármelo, y eso que este género no suele convencerme.

    ResponderEliminar
  20. Tengo ganas de leerlo pero de momento me espero un poco a que pase en boom :)

    ResponderEliminar
  21. He pasado un poco de puntillas porque lo tengo en la estantería para leerlo. Espero disfrutarlo, que cuando hay mucho boom con un libro me da un poco de miedo. ¡Besote!

    ResponderEliminar
  22. En breve me pongo con él, espero que me guste tanto como a la mayoría de lectores. 1beso!

    ResponderEliminar
  23. No tengo mucho que añadir. Es un muy buen libro, de los que además va creciendo por dentro tiempo después de haberlo leído. Un libro inteligente y sensible.

    Un abrazo

    ResponderEliminar

¡ Gracias por comentar !